Servicios

Todo lo que debes saber sobre los divorcios notariales con JR Abogados

divorcios notariales

Estar casado con una persona suele ser complejo, más cuando las partes no logran ponerse de acuerdo en nada. En este punto, es fundamental poder ponerle fin al matrimonio, como forma de dejar de discutir y poder continuar con sus vidas de la mejor manera posible.

Un divorcio notarial con JR Abogados puede ser una forma adecuada para ponerle fin a un matrimonio problemático sin tener que hacer todos los trámites en los juzgados, los cuales tardan mucho más tiempo. Es por ello que si el divorcio es de mutuo acuerdo, la mejor opción para hacer todo de forma fácil y rápida es con un divorcio notarial.

De qué trata el divorcio notarial

Ésta resulta ser una manera rápida de lograr el divorcio de un matrimonio que cuente con más de 3 meses de duración, siendo siempre de forma amistosa y sin presencia de hijos pequeños o incapacitados. Es así como se pueden evitar los retrasos del proceso que pueden venir por tener el caso en el juzgado.

Este tipo de divorcio se encuentra permitido legalmente en España desde el 23 de Julio de 2015, regulado por la Ley 15/2015 del 2 de Julio de Jurisdicción Voluntaria.

Cuánto puede costar un divorcio notarial

En general, un notario debe contar con la aplicación de aranceles notariales, siendo ésta una escritura sin cuantía, por lo que se suele cobrar aproximadamente unos 30 euros. Además, se cuentan otros gastos administrativos que pueden aumentar el importe hasta unos 150 o 200 euros en gastos notariales, según el notario que se contrate.

Estos costes se validan por separado, cobrando una suma a cada cónyuge y favoreciendo el pago igualitario. En este enlace se pueden conocer costes mucho más exactos del trabajo al dejarle el caso a JR Abogados, así como contar con un notario que pueda realizar el proceso y explicar las implicaciones, requisitos y consecuencias antes de realizarlo.

Requisitos exigidos para proceder con un divorcio notarial

Para comenzar, y como se ha referido con anterioridad, el matrimonio debe tener una duración igual o mayor a 3 meses, siendo necesario que se mantenga el matrimonio convenientemente hasta pasado ese tiempo. Además, se debe realizar de mutuo acuerdo, ya que de otro modo, deberá acudirse a un juzgado.

Por otro lado, no es posible llevar a cabo un divorcio notarial si la esposa se encuentra embarazada o si se poseen hijos menores de edad. En cambio, con hijos mayores de edad, sean independientes o no, se puede realizar el proceso, siempre y cuando los hijos dependientes firmen la escritura del divorcio.

Ventajas de divorcio notarial

El divorcio notarial cuenta con algunas ventajas que pueden ser llamativas para personas que deseen realizar un proceso ágil y sin tantos malestares.

  • Es un procedimiento rápido. Tal es la agilidad del proceso que en JR Abogados se caracterizan por darle cierre al caso en un tiempo comprendido de 24 a 48 horas.
  • No se debe pisar el juzgado, ni perder el tiempo con demandas.
  • Mantiene un menor desgaste psicológico y emocional que un divorcio judicial. Además, el proceso es más discreto y confidencial, siendo mucho más privado.
  • No es necesario contar con un procurador.
  • Se puede firmar en distintos horarios, contando con las tardes también, lo cual es imposible en el caso de divorcios en el juzgado.
  • Se puede elegir cualquier notario como JR Abogados, siendo un equipo experto en este tipo de procesos. Sin embargo, debe tenerse en cuenta que dependerá del domicilio de la pareja, puesto que deben realizar el trámite con el notario que les corresponda territorialmente hablando.

Los divorcios suelen ser complicados y con mucho desgaste, no importa si la pareja lo hace de mutuo acuerdo o no. Es por ello que la legislación ha cambiado y facilitado el proceso en caso de divorcios amistosos. Asimismo, se tiene la posibilidad de contactar con expertos en el caso de divorcios notariales con procesos rápidos como son JR Abogados.

Dejar un comentario